Ana de la reguera ap 2 Alfombra Roja

Elegancia dominó alfombra de Premios Fénix


El cine iberoamericano tiene fuerza y también su moda, que aunque se abrió como un amplio abanico en la alfombra roja de los Premios Fénix, dejó algo claro: sea cual sea su estilo, los famosos de la región iberoamericana saben arropar el glamour.

Los casi 200 metros de alfombra, algo inusual en el mundo del entretenimiento mexicano, sirvieron como escaparate de diversidad de tendencias que fueron de lo más clásico y conservador hasta los toques hípsters. La mayoría optó por el negro.

Ana de la Reguera arribó con un despampanante vestido sin tirantes de estampado floral de Carolina Herrera que requería que la actriz mexicana fuera asistida por alguien para poder hacer su recorrido.

Cecilia Suárez apostó por un vestido negro clásico, pero no aburrido: el modelo de la firma mexicana Yakampot destacó por su escote profundo en V tanto al frente como en la espalda.

La cantante española Bebe sorprendió también en un modelo del mismo color con el que dejó atrás su imagen desaliñada para dar paso a otra más elegante, aunque con el punk aun corriendo por sus venas.

Hace mucho tiempo que no tengo esa imagen, ya he sido mamá tengo 36 años, el punk se lleva por dentro”, dijo a la AP a su paso por la alfombra, mientras tocaba las aplicaciones de cristal de Swarovski en el frente del vestido creado por el mexicano Alejandro Carlín. “Me enamoró”, agregó sobre el entallado traje.

Uno de los momentos más glamorosos fue la llegada de la actriz argentina Mia Maestro, que destacó por un vestido corte de sirena de tonos dorados y negros del hindú Naeem Khan.

Lo elegí porqué es muy ligero, suave”, dijo sobre el modelo, adornado con un tul en la parte baja que ocultaba un par de stilettos Christian Loubutin.

El derroche de glamour se entremezcló con los gritos de una manifestación en apoyo a los familiares de los 43 estudiantes de la escuela normal de Ayotzinapan, desaparecidos desde hace un mes.

Esto no restó brillo al suntuoso recorrido que constató que, en la moda, menos es más. La española Elena Anaya, hizo de un coqueto vestido corto negro de Elie Saab, un par de tacones de gamuza, su cabellera y su agraciada sonrisa su mejor arma.

La actriz Natasha Dupeyrón sorprendió al dejar en el guardarropa su imagen de niña. Su atuendo, del creador Daniel Reyes, dejó ver que la elegancia también es cosa de jóvenes con una falda larga plisada y una sencilla blusa de manga larga con un sensual escote hasta la parte baja de la espalda.

También hubo quienes llegaron con un look más relajado que resultó un tanto desatinado antes las elegantes propuestas, como el de la nicaragüense Camila Selser y su colorido modelo de la mexicana Carmen Rion.

Me gusta la mezcla entre lo regional y lo contemporáneo”, refirió del diseño.

Por su parte, la cantante Ximena Sariñana, rompió un poco con la métrica elegante de la noche con un conjunto de Lorena Saravia con la parte superior con trasnparencias negras y una falda de estampados geométricos. Sus gafas retro redondas parecían una oda a la moda hípster.

Los hombres, por su parte, saben que las alfombras rojas son una especie de zona segura y sacaron su as bajo la manga: el clásico smoking, que lucieron de forma impecable figuras como los mexicanos José María Yazpik y Alfonso Herrera.

AP

Compartir en: